Un viaje es como el matrimonio. Uno se equivoca si piensa que tiene todo controlado. John Steinbeck
Falta
Carlos Canales
Vivir no es importante, navegar es lo importante.

Carlos Canales es un hombre que lo sabe todo, no es que aparente saberlo todo, sino que puede darte datos exactos de cualquier cosa que quieras saber. Puede explicarte cómo se hace un buen cocido montañés, es cántabro, o como fabricar un laser mientras se toma una cerveza de un extraño color azul. Así es Carlos Canales, un sabio del siglo XXI.

  • full
     

Por: Patricia Hervías

Imprimir Aumentar/disminuir tamaño fuente Traducir Compartir en Facebook  

C
arlos Canales Torres es abogado y escritor. Ha sido un hombre que siempre ha estado interesado en las leyendas y tradiciones españolas. No en vano escribió un libro junto con Jesús Callejo que se llamó Duendes. Después le siguieron dos más, en la Trilogía Seres Mágicos de España y de Seres y lugares en los que usted no cree. Además es ilustrador, diseñador gráfico e informático, especializado en edición electrónica multimedia y en Iurismática —gestión automatizada de despachos de abogados—, siendo autor de los programas IurisWin y IurisVision. Además es un especialista en historia moderna y ha escrito decenas de artículos y libros como La Primera Guerra Carlista (1833-1840), armas, uniformes y banderas, Breve Historia de la Guerra de Independencia (1808-1814) y más recientemente Banderas Lejanas, en colaboración con [Fernando Martínez Laínez] y Las compañías olvidadas. Unidades españolas en la Guerra Civil Americana (1861-1865). Miembro de la Asociación Napoleónica Española, ha dirigido la revista Ristre Napoleónico y en la actualidad forma parte del proyecto norteamericano de historia Edge & Cleaver. Además es parte integrante del programa La Rosa de los vientos y vive entre Madrid y Miami.

-¿Viajar es un placer?
Si, claro que lo es. Creo que es una de las experiencias esenciales de la vida. Como decían los antiguos griegos “vivir no es importante, navegar es lo importante”.
-Cuándo viajas, sabes cuándo llegas y cuándo regresas…o planificas todo punto por punto.
Antes hacía lo primero, ahora lo segundo, supongo que es cosa de la edad, pero aún así siempre dejo algo al azar o en manos de mi intuición. A veces es importante dejarse llevar.
-De todos los lugares en los que has estado, ¿cuál ha sido el que más te ha llegado al corazón?
Ninguno en especial, pero soy algo raro, ya que en todos los lugares en los que he estado siempre hay algo que me ha gustado. No he sentido rechazo en ninguna parte.
-¿Te mimetizas con la gente de los lugares que visitas?
Soy incapaz. Los castellanos viejos lo somos y parecemos allá donde vamos. Además para mimetizarse es conveniente hablar idiomas y yo soy un desastre. Eso si, jamás parezco un turista típico, intento no llamar la atención demasiado.
-¿Eres de los que come de todo?
No, pero sí lo pruebo todo y se me gusta lo como sin problemas. Me da igual lo que sea. En eso soy un viajero perfecto.
-Te gusta la aventura.
Me gustaba y creo que he tenido una buena dosis de ella. Ahora me estoy relajando mucho y prefiero los hoteles de lujo. Me veo muy mayor para la aventura.
-Siempre existe un lugar al que soñamos con ir, ¿tu?
Si, me gustaría conocer los Mares del Sur, como Tahití o las antiguas colonias españolas del Pacífico, como las Marianas o las Carolinas.
-¿Traes algo de cada viaje? ¿Y a los demás?
Otra cosa que forma parte de mi pasado, ya no lo hago salvo que vea algo realmente original o sea un encargo. Eso si, cada vez que voy a Estados Unidos, y ahora voy mucho, dado como está el dólar frente al euro vengo cargado de aparatejos electrónicos.
-Al regresar de cada estancia, ¿qué deja atrás?
Fotos, a veces amigos y siempre recuerdos, creo que en cada viaje aprendo algo nuevo.
-Una banda sonora para sus viajes.
Ninguna en especial, ahora relaciono cada viaje de forma inconsciente con la música que me preparo para el iPhone el día antes de subir al avión o coger el coche. Es de lo más variado pues va de la música barroca al rock.
-¿Un imprescindible para viajar?
Un buen bloc de notas y un bolígrafo. No me muevo sin mi moleskine, es más importante que una cámara, que una grabadora, que cualquier otra cosa. Antes, en los tiempos aventureros, añadía mi navaja suiza, pero ahora es imposible viajar con ella encima si el viaje es en avión. Eso sí, en mi coche no falta, junto a mi encendedor cortaviento y mi linterna de inducción.
-¿Qué lugar recomendaría para nuestros lectores?
En España Santiago de Compostela y Toledo, el primero es uno de los lugares mágicos de la cultura Occidental y el segundo es el alma de España.
-Un lugar para desenchufarte
Mi tierra de origen, Cantabria, especialmente la costa occidental entre San Vicente de la Barquera y Santander. Una de las maravillas de España. También los Picos de Europa, en cualquier parte.

Lo buenos si breve. Cuando viajo hablo en…español e inglés
El viaje que me cambió la vida…África del Sudoeste en 1988 —hoy Namibia—, pero entonces no lo sabía…
Me aportó...Una visión diferente del mundo
Tengo pendiente… Los Mares del Sur
Mi equipaje consiste en… Poca cosa
El libro que le acompaña… El que compró el día anterior, unas veces me gusta y otras no
En un futuro me gustaría... Viajar a Marte, peor lo veo complicadillo...

5 Rincones del Mundo
Todos asequibles
1. La costa atlántica de Lisboa a Amsterdam
2. Provenza y el Languedoc
3. Las montañas cantábricas
4. Los Alpes austriacos y bávaros
5. Las viejas ciudades de Centroeuropa —Viena, Praga, Budapest—
… y cualquier otro, todo me gusta.

Esta entrevista ha sido leída por 9408 personas
Leer más entrevistas.

Si te ha gustado compártela:



Portada | Blog de viajes | Aviso legal | Acerca de | Contacto | Política de privacidad | Xcriptum Producciones A2 S.L - 08222 TERRASSA (BARCELONA) | Usuarios online
Disminuir tamaño Aumentar tamaño